El pasado fin de semana del 17 y 18 de agosto disputamos la sexta cita del Campeonato de España de Autocross en el circuito José Ramón Losada de Arteixo en Galicia, algo diferente ya que participamos en la categoría División 1 y en la categoría Car Cross. Cabe destacar que esta cita registró el récord de inscritos de la temporada con 134 pilotos en las seis categorías que se disputan.

Tras el accidente en la cuarta prueba en Mollerussa, Lleida, en la quinta cita logramos el primer podio del Campeonato en nuestro primer año en el nacional de autocross. Una merecida P2 en Carballo tras encontrarnos con varios problemas con la caja de cambios. Sin embargo, conseguimos grandes mejoras en nuestro 208 R5.

En esta última prueba, introdujimos algunos cambios para mejorar los problemas que tuvimos en Carbello, esperando a que el coche reaccionara mejor. Pero los cambios fueron a peor. Arrancamos con una mala crono, nos fallaron las marchas y perdimos bastante tiempo. Hay que tener en cuenta que es muy importante en el mundo del autocross una buena posición para salir siempre delante de nuestros rivales. Pudimos conseguir una P3 en la Q1.

En las clasificatorias logramos remontar un puesto y pudimos salir segundos en la final. En la Q2 teníamos buen ritmo, pero el primero era muy rápido y si no adelantábamos en la salida, las cosas se nos complicarían. En la final nos metimos en la lucha con los grandes de la categoría. Nos arriesgamos más de lo que debíamos y tuvimos un choque con nuestro principal rival, Tito Rodríguez (Peugeot 208 Proto). Rodríguez se colocó tercero y nosotros caímos hasta la cuarta posición.

Finalmente, nuestro rival tuvo un accidente y pudimos aprovechar la situación para colocar nuestro 208 hasta la tercera posición en la final. Carrera a carrera hemos ido mejorando el coche pero en Arteixo no logramos que el 208 R5 reaccionara como en Carballo. No obstante, estamos contentos con nuestros resultados y sabemos que nuestros errores nos harán mejores para la próxima carrera.